Veure les darreres entrades:

El nuevo local cuenta con una excelente vinacoteca y una cuidada carta de tapas

Peñíscola cuenta con un nuevo local destinado a satisfacer los paladares más exigentes. Rojo Picota ha abierto sus puertas situado en la Avenida del Papa Luna nº 1 para brindar la oportunidad a los amantes del buen vino de degustar más de 50 referencias diferentes. La carta presta especial atención a las denominaciones de origen valencianas, pero no se olvida de grandes caldos producidos por otras zonas. En Rojo Picota, además, se oferta el maridaje de estos vinos con propuestas gastronómicas de calidad recién salidas de los fogones: un exquisito surtido de tapas y raciones en las que priman  los productos frescos y de la zona, manipulados a la vista de los clientes. Todo, en un local que tiene como decorado natural la magnífica visión de Peñíscola, con su castillo y su casco histórico, al que acompaña una ambientación cuidada al detalle por los dos socios, Benjamín y Antonio, creadores también de Mandarina.  En un ambiente sosegado y tranquilo, como en las viejas bodegas, pero con una decoración cosmopolita que se convierte en referente de decoración de interiores.

La nueva apuesta centra su atención en una cuidada  vinacoteca que garantiza la perfecta conservación de los caldos, verdadera esencia del local.  La gran capacidad refrigeradora de la instalación, garantiza la temperatura y humedad constantes y necesarias para que los vinos sean servidos en las mejores condiciones para el paladar. Pero aún hay más. En su intento de satisfacer al cliente, Rojo Picota ha ideado un sistema mediante el cual el vino se puede tomar por copas, gracias a la técnica de la conservación de las botellas abiertas con nitrógeno. Si, por el contrario, el cliente desea adquirir una botella y no la termina, Rojo Picota se encarga de reservársela en la bodega hasta su próxima visita. Además, es posible adquirir los vinos de la carta para llevárselos a casa, contando con el asesoramiento del sumelier de Rojo Picota.

La nueva apuesta de Benjamín y Antonio se complementará con actividades encaminadas a la formación de los clientes que deseen profundizar en el amplio mundo de los vinos, mediante las charlas, cenas con maridaje o cursos concertados, entre otras muchas sorpresas que el nuevo local ha preparado para sus clientes.

[vimeo id="21830707" width="615" height="346"]



  1. Ja que estas aqui, vols deixar un comentari?




'